La licenciada en saneamiento y protección ambiental Maria Kraser señalo que “en todo el ingreso, desde la rotonda hasta Cabildo, se deberían poner árboles que den sombra, pero que sean de follaje caduco y que sean una galería homogénea, para que dejen pasar sol en el invierno y que le dé identidad al pueblo, evitando la forestación de manera aleatoria”.

Además, la oriunda de Cabildo propuso la plantación de frutales alrededor de las vías para que la gente también pueda servirse de los mismos.

Por otro lado, la docente de la Universidad del Comahue propuso, fomentar emprendimientos, como en Neuquén, de producción de aromáticas, hongos, para hacer té o para hacer cremas. También algún vivero de plantas nativas de la región para que se pueda vender en la zona, considerando la disponibilidad de espacio y de rentabilidad.

Maira Kraser
Grindelia Chiloensis.

La formación educativa de Maira Kraser

En su visita a la localidad, Kraser, nos recordó sobre su trayectoria educativa, su trabajo en Añelo (Neuquén), y su emprendimiento personal. Ella vivió en el pueblo hasta los 18 años, para luego ir a Bahía Blanca a comenzar sus estudios universitarios como bioquímica y más tarde establecerse en Neuquén.

Asimismo, ella creció y realizó sus estudios primarios y secundarios en Cabildo, y comenzó su carrera de bioquímica, en la Universidad Nacional del Sur de Bahía Blanca.

Luego de cuatro años, se mudó a Neuquén capital, allí Maira Kraser y decidió estudiar “Licenciatura en Saneamiento y Protección Ambiental”, en la Universidad Nacional de Comahue entre 2004 y 2009. Antes de finalizar sus estudios, durante el 2008, ella comenzó a colaborar ad honorem, lo que posteriormente la llevo a trabajar en las cátedras de Biología y Ecología.

Luego de varios años de esfuerzo y con sus hijos pequeños, logro rendir la tesis final en 2016. Al recibirse obtuvo trabajos dando clases en los institutos, universidad y secundaria.

Emprendimiento personal de plantas nativas

Maira Kraser, con su proyecto, realiza revegetación de locaciones en plantas petroleras (se desmonta una hectárea, se compacta el suelo para que se coloquen los equipos de perforación por eso ya no hay vegetación. Una vez que el pozo deja de producir es necesario volver a revegetar), y promueve el desarrollo de jardines secos, donde se producen plantas que consumen poca cantidad agua junto a las aromáticas.

Mientras estudio uno de los temas de la carrera “Restauración de Ambientes Degradados” y comenzó a interiorizarse sobre plantas. De esta manera, en 2011, la licenciada Kraser empezó con un proyecto personal que consiste en un pequeño vivero de plantas nativas de Neuquén. El ecosistema es árido, llamado provincia fitogeografía del monte. Hay escasez de agua por eso es mayor el porcentaje de suelo desnudo.

“En los jardines estoy incorporando lo que se llama paisajismo ecosistémico, basado en plantas que tengan floración para hacer la entrada de polinizadores, reconvirtiendo un cuadrado de césped que es la herbácea que más agua consume, en un cuadrado de plantas más funcionales.”, remarcó Maira Kraser.

También, la oriunda de Cabildo, nos contó sobre las diferentes plantas que hay en la zona, y, considerando que el nivel de lluvia anual en Neuquén es bajo, destacó el desarrollo de su emprendimiento en terrazas verdes, creados por otro tipo de vegetación que no sea césped.

Su labor ambiental

La licenciada en saneamiento y protección ambiental está trabajando en el proyecto de humedales urbanos, en el humedal llamado “La Helena”, donde se pueden observar sauces nativos y álamos. El mismo se encuentra ubicado al lado del jardín botánico de Plottier, que es el primero de la Patagonia.

Trabajo ambiental con Empresas

El emprendimiento es en Añelo que está a 100 km de Neuquén. Añelo es el corazón de “Vaca Muerta”. El jardín xerofito de desarrolla en la meseta, donde no hay agua. Las 500 plantas se riegan con un tanque demostrando el alto nivel de supervivencia. Los árboles que implantó Maira Kraser fueron Gualeguay, Cina Cina, Vitex, Geoffrea, Olivos, Almendros y Aromos.

Además, se promueve la huerta plantando burritos, orégano, cedrón, laurel, frutillas, ciboulette, melisa, menta, también gramíneas, chañear, schinus molle, jarilla, junto a otras como verbena bonariensis y salvias.

El jardín desarrollado en Añelo se comenzó con nieve y lluvia, ahora en el verano puede llegar a hacer 40 grados, ambos climas desfavorables y que solo algunas variedades de plantas y herbáceas logran adaptarse.

Si te interesa saber más o diseñar o incorporar tu jardín plantas nativas, puedes hacer consulta a través de mensaje de facebook.

Lic. Maira Kraser, sobre xerojardinería


By Infocabildo.com

InfoCabildo.com Diario Digital de Noticias

Dejá una respuesta